Hatha Yoga > Asanas

Introducción a las Asanas.

Se denominan Asanas a las distintas posturas corporales que se practican con el fin de actuar sobre el cuerpo y la mente.

El mérito de los ejercicios del Yoga consiste en enseñar la importancia de un conocimiento activo e inteligente del cuerpo y sus posibilidades de expresión corporal. Es una combinación de lo real con lo abstracto, un simbolismo gestual que permite la comunicación con unas enseñanzas ancestrales que sugieren, una vez más, que los valores de la vida es mejor sentirlos que analizarlos con el intelecto.

Posturas corporales para beneficiar la espalda.

Postura corporal que flexiona la columna vertebral hacia atrás e invita al relax de la mente.

Actúa de manera admirable en la musculatura posterior de la espalda.

Un ejercicio físico excelente para la región lumbar.

Ejercicio físico estupendo para trabajar la musculatura de la espalda.

Un ejercicio físico completo para la vitalidad del cuerpo y la mente.

Un ejercicio físico muy antiguo, canalizador de energía.

Efectos positivos en la columna vertebral y en las musculaturas dorsal y lumbar.

Aviva la circulación sanguínea. Conduce hacia una sensación de calma y al relax.

Notables beneficios musculares y del sistema óseo. Todo el cuerpo se revitaliza.

Flexibiliza columna vertebral mediante estiramientos de la zona pélvica.

Fortalece de manera notable los músculos lumbares y abdominales.

Beneficios de las posturas corporales del Yoga

Cuando el Yoga se practica con una técnica correcta se producen, entre otros, los beneficios siguientes:

  • Se estira la columna vertebral y se pone en acción músculos, huesos y articulaciones. Se alivia la tensión y molestias de la espalda.
  • Beneficia importantes órganos y glándulas estimulando sus funciones vitales.
  • Favorece la flexibilidad de todo el cuerpo.
  • Actúa sobre el sistema nervioso produciendo un efecto energético positivo.
  • Permite una toma de consciencia del esquema corporal con la intensificación de la atención y la orientación espacial, de la lateralización y de la coordinación de la motricidad amplia, además de la relación: movimiento, ritmo y equilibrio.
  • Mejora la circulación de la sangre y el sistema respiratorio se fortalece.
  • Se normaliza el peso corporal.
  • El trabajo muscular moderado y el estiramiento de todo el cuerpo producen un efecto positivo en la estética corporal.
  • La tensión nerviosa y la fatiga se alivian.
  • Los procesos mentales se equilibran favoreciendo la reflexión meditativa, la introspección, la concentración, la observación y la capacidad de escucha.
  • Se adquiere la habilidad de relajarse conscientemente en cualquier momento y lugar.
  • Se estimula la imaginación creadora.

NOTA IMPORTANTE:

  • Los ejercicios físicos mal practicados pueden provocar lesiones musculares
  • La práctica de estos ejercicios será bajo la responsabilidad única y exclusiva de las personas que los realicen.
  • Antes de iniciar la práctica del Yoga SIEMPRE has de consultar con tu médico y pedirle su autorización.